La importancia de aprender a cuidar el medio ambiente

La Fundación Trinitario Casanova y la Asociación Caramucel enseñan a los estudiantes de 4º de Primaria del colegio Maestro Sixto López a respetar el entorno de la Sierra de la Pila

­La Fundación Trinitario Casanova y la Asociación Caramucel Naturaleza e Historia plantaron ayer, en el paraje de Fuente Higuera, ciento cincuenta arbustos de diferentes especies autóctonas. A la actividad asistieron medio centenar de alumnos de 4º de Primaria del Colegio Público Maestro Sixto López de Fortuna, que durante toda la travesía estuvieron dirigidos por los guías y monitores de la asociación que trabaja en recuperar y conservar la biodiversidad de estas áreas naturales del Parque Regional de la Sierra de la Pila.

Desde las nueve y media de la mañana, los escolares visitaron la zona y conocieron de cerca, mediante un itinerario didáctico, los diferentes tipos de vegetación y la fauna característica de este hábitat natural, que se caracteriza por una gran variedad de anfibios en numerosas charcas del paraje. Los estudiantes, además, participaron de forma activa en las tareas de plantación de cepellones de madroño, encina, espino negro, baladre y espliego, facilitadas por la Oficina de Impulso Socioeconómico del Medio Ambiente, dentro de la red de Espacios Naturales Protegidos de la Región de Murcia.

El coordinador de actividades de Caramucel, Héctor Quijada, naturalista y profesor especialista en Actividades Físico-Deportivas en el Medio Natural, aseguró que hay que educar en estas tareas desde pequeños a los habitantes de zonas cercanas porque son ellos los que velarán por su conservación y salvaguarda el día de mañana.

La Asociación Caramucel desarrolla desde el año 2013 un completo programa de actividades como rutas y travesías dirigidas a centros escolares de municipios cercanos a estos espacios naturales para poder dar a conocer nuestro rico patrimonio natural, y así concienciar a niños y mayores sobre la importancia de respetar el medio e implementar acciones como la de la reforestación ya que los árboles son decisivos en la tarea de absorber las emisiones de dióxido de carbono, reduciendo los efectos del calentamiento global.

La Fundación Trinitario Casanova, mediante estas actividades, inicia una temporada más su calendario de plantación de árboles en diferentes áreas naturales de la Región de Murcia, dentro de su programa de acción de sensibilización medioambiental. En las próximas semanas está prevista una nueva plantación de especies autóctonas por otras áreas y espacios naturales de la Región, como la Sierra de Ricote o Corvera.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *